Gravity Zero 4.0
Cualquier parecido con un blog real es pura coincidencia, que se os tiene que explicar todo

Una neurona, dos neuronas, tres neuronas…

Un saludo a todos los pringaos que llegan, leen y se rasgan las vestiduras con comentarios sin valía. Con vosotros el blog es más divertido todavía, y de las risas que nos estamos echando mis compis de otras órbitas y yo con vuestra tontería de tomaros este blog como si tuviera relevancia alguna se nos saltan las lágrimas.

En fin, quién os culpa, no hay quien encaje con acierto una broma privada ni por asomo.

Resulta gracioso que algunos crean que el lenguaje, el vocabulario o la sarna de mala añada desvirtúa, deslegitima o inválida lo que se dice. Lejos de la realidad, claro, pero bien es sabido que el más analfabeto es el que no quiere leer.

Y ahora, un ejemplo cortesía de la estación:

Comentario número uno:

Dos más dos es igual a cinco.

Comentario número dos:

Que te he dicho que dos y dos son cuatro, gilipollas.

Lo mejor de todo es que el post que originalmente iba a escribir hoy es un ejemplo aún mejor. Me he topado con la web de El Espíritu del Bosque, otra película de animación española que se estrena muy pronto.

No saquéis aún las flechas y leedme primero, cojones ya.

Lo primero que pensé fue: oh Dios, otra vez no. ¿No tuvieron bastante con atormentarnos con El bosque animado -según palabras de uno de responsables a un periódico, visualmente superior a Final Fantasy, LOL- y Sueño de una Noche de San Juan?

Pero para opinar hay primero que ver, así que fui a la web de Dygra. A pesar de estar hecha en Flash carga bastante bien y aprovecha la resolución en monitores grandes. El diseño es en general muy susperior a la cutre web de El lince perdido, el logo es mucho más atractivo y al menos cumple con algo tan ESENCIAL como es advertir claramente de la fecha de estreno.

Sobre la sinopsis, pues al menos parece que pagaron a un homo sapiens para hacerla porque no hay incorrecciones ortográfica. No obstante, como todo, supongo, es bastante mejorable.

Empiezo por el principio: ‘un poderoso hombre de negocios pretende construir una carretera’. Y yo que pensaba que era el puto Ministerio de Fomento quien construía carreteras y no un cualquiera, supongo que por eso la historia tiene elementos fantásticos, mwahaha. Sí, en una finca privada puedes hacerte un camino, pero dudo mucho que a ningún richachón se le haya recalificado un bosque. Los filofascistas del PP ya no manda por allá arriba, ¿o sí?

En la tala del bosque quiere participar una vieja que parece que se aburre porque su marido no la folla bien. Algo me dice que se lo querrá cargar porque sí y la minuta del guionista no incluirá el plus de ‘motivaciones malvadas justificables’.

Vale, ahora es cuando me decís: joder, tocahuevos por buscar los tres pies al gato. Que es una película infantil. ¿Y qué? A ver, ¿qué diferencia presupuestaria hay entre que el promotor de la carretera sea el lógico Ministerio o un richachón? Sí, ya, los niños no pensarán en eso. O sea, no lo hago bien porque no es imprescindible. Spain is… eso…

Las frases son a veces demasiado largas, teniendo en cuenta que deberían estar pensadas para ser leídas por niños. Por ejemplo:

“Los animales tendrán que huir pero Furi, Linda y el ratón Piorno no piensan rendirse ni tampoco Cebolo, un topo asustadizo recién llegado de la ciudad”.

A esto añadamos que nadie concreta de qué especie son Furi y Linda. Vale, okey, que salen en la anterior película. ¿Cuánta gente decís que fue a verla? Empezamos a entendernos, ¿eh? Aunque claro, quizá es que son de una especia indefinida, porque joder, me pongo a ver a los bichos y no sé qué carajo son. ¿Roedores bípedos de colorines psicodélicos?

Total, que pasando de este asunto la frase podría quedar mejor tal que así:

“Los animales se verán obligados a abandonar sus hogares, pero los valientes Furi y Linda, acompañados por el ratón Piorno, no se rendirán. Tampoco Cebolo, un topo asustadizo recién llegado de la ciudad”.

A la sinopsis le falta como doscientos kilos de íntriga y magia. En vez de acabar con la frase original, podrían haberse molestado en dar un mísero toque de misterio y hacer algo como:

“Juntos despertarán un gran poder que ha permanecido dormido durante siglos: el espíritu del bosque”.

Por poner un ejemplo rápido.

Hablemos ahora del trailer. La versión que hay en la web de Dygra es ridículamente pequeña, aunque está muy bien integrada en el diseño. En la web de la película se corrige el tamaño, pero no así los defectos del montaje, hablaremos de ello.

La gran cagada, sin duda, es la puta mierda de música que le han puesto, que no pega en nada con esa gran aventura que nos están prometiendo. Visualmente se nota que han mejorado con respecto a los bodrios anteriores, sólo por lo cual ya merecen un poco de jodido respeto. La narración es acertada, tratándose de una película para niños, pero más les vale que mejoren el montaje porque las reacciones entre los personajes es fría y hay demasiado vacío, le falta mucha garra y no pasa del nivel de calidad de los viejos sketches de Barrio Sésamo.

Me estoy guardando la mayor soplapollez que han cometido para el final, y es dar tanta importancia a Luis Merlo y compañía en la web de Dygra. Vale, son las voces y tienen que estar acreditadas, es justo. Pero vayamos al tema, esto es el truco de siempre: ¡Guau, voces de actores famosos! ¿Aceptamos barco? ¡Venga ya! ¡A ver, memos, que esto funciona en USA porque pueden poner a Val Kilmer como Ramsés y a Tom Hanks como Woody el vaquero! Poner a estos pollos como gancho de marketing es la mayor pérdida de tiempo imaginable y, sin duda, un insulto a la inteligencia del espectador.

¿Creéis que estos tíos van a ser decisivos a la hora de decidir los críos que quieren ver esta película? ¿O sus padres? Al menos son actores y no han llamado a El Sevilla, como hicieron los lunáticos con estreñimieto mental de Filmax con El Cid.

En definitiva, un ejemplo claro para Kandor en muchos aspectos. Una producción a priori semi respetable, aunque que no deja de ser una historia de segunda categoría que no aporta nada, todo lo contrario que muchas series de anime de principios de los ochenta que no voy a mencionar hoy. Lleven a los críos a ver qué pasa, al menos han tenido las luces de estrenarla en un septiembre sin chicha, no como Kandor, que se les verá con Madagascar 2 en navidades y recibirán uno, dos y tres palos en taquilla.

Claro que, como escribo como un gorrino, mi crítica carece de validez, o sea, que en realidad El espíritu del bosque será una puta mierda como una casa y el que ha hecho la web merece el infierno.

Anuncios

Ninguna respuesta to “Una neurona, dos neuronas, tres neuronas…”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: